Lo primero que hacemos en Ropa calefactable PRO cuando nos expusimos a alguna temperatura demasiado baja y llegamos a algún interior donde hay algún tipo de calefacción, es acercar nuestras manos al calor.

Y es por ello que hay que reconocer que cuando se no se enfrían alguna de nuestras extremidades como en este caso de las manos, lo pasamos realmente mal ya que tardamos muchísimo en recuperar que se estabiliza la temperatura pero bien, antes de las más nos tenemos que decir que prácticamente nos debes de dar un tremendo gracias por haber seleccionado para ti previamente lo mejor de lo mejor en guantes térmicos de gran calidad y a buen precio.

Observa la pedazo de comparativa que hemos seleccionado minuciosamente para ti y por supuesto un gran catálogo de otros tipos de modelos diferentes de guantes para hacer deporte, dar un paseo, ir con algún vehículo, de materiales diferentes… ¡y mucho más!.

Los Mejores Guantes Calefactables

¿Existen los guantes calefactables?

Esto es porque aunque nuestras extremidades están preparadas para resistir al frío, este se puede transmitir a todo el resto de nuestro cuerpo mediante las manos. Es por eso que mucha gente utiliza guantes para intentar mantener el calor que nuestro cuerpo puede generar, aunque incluso eso algunas veces puede ser insuficiente.

Hay muchas razones por las que podemos exponer a nuestras manos a muy bajas temperaturas.

Pueden ser motivos laborales, por trabajar en lugares a la intemperie en pleno invierno, o también razones de placer, como las de subirnos a nuestra moto y realizar viajes increíbles, atravesando carreteras.

Para todo esto necesitaremos nuestras manos bien calientes. ¿Sabías que hay una alternativa a los guantes convencionales que, en vez de resguardar tu calor, generan ese calor mediante un sistema de calefacción? Esa tecnología que siempre soñaste tener se ha desarrollado y la puedes conseguir.

En este artículo te contaremos todo acerca de la nueva tecnología de guantes con calefacción incluida, sus usos, los materiales con los que están hechos y por qué se van a convertir en uno de los accesorios imprescindibles a la hora de no sentir más frío en tus manos.

Sí, existen y son uno de los inventos de la tecnología que adoptarás como imprescindibles para no sufrir el frío en tus manos.

Los cambios y el desarrollo de nuevos elementos para nuestra comodidad hizo que se llegara a unos guantes con sistema de calefacción interna, para ya no tener inconvenientes como los de antes, cuando las bajas temperaturas entumecían nuestras manos y también afectaban a la circulación de las mismas.

Los guantes calefactables te ayudarán a mantener la temperatura ideal en tus manos, que nunca creíste que tendrías, por ejemplo, cuando practicas tu deporte de invierno favorito en la nieve, o cuando sales a quemar carretera con tu moto, incluso en las más frías épocas invernales.

En el mercado encontrarás una gran variedad de estilos, calidades y precios de guantes calefactables para que elijas el que más se adapte a tus necesidades.

¿Qué son los guantes calefactables?

Ya conoces los guantes que estaban diseñados para soportar las bajas temperaturas en condiciones extremas, pero a estos se les agregó una tecnología especial.

En la actualidad, esos mismos modelos de guantes térmicos que encontrabas antes también pueden venir con un sistema a batería con un cableado de resistencia que permitirá calentar tus manos en el momento que tú lo desees. Esos son los guantes calefactables.

El objetivo de estos guantes es lograr la elevación de la temperatura de las manos en aquellos momentos en los que el frío es demasiado elevado y puede traer consecuencias en la movilidad en las mismas.

¿Cuándo es conveniente usar guantes con calefacción?

Piensa en todos esos momentos en los que tus manos se entumecen a causa del frío al que están expuestas y luego imagínate en esos mismos momentos utilizando unos guantes que generan su propia energía de calefacción, para que te sientas mucho más cómodo. En todos esos momentos son recomendables los guantes calefactables.

Ya sea porque te gusta andar en moto incluso en épocas de frío, cuando tus manos están muy expuestas a las bajas temperaturas, cuando trabajas en lugares al aire libre en pleno invierno.

¿Cómo funcionan los guantes calefactables?

Los avances de la tecnología nos hicieron llegar hasta distintas prendas de ropa que tienen calefacción incorporada y su funcionamiento principal es mediante electricidad, que se obtiene de diferentes maneras.

En la mayoría de estos guantes calefactables, verás un sistema que se alimenta a través de pilas recargables o de una batería recargable.

Pero también existen otros tipos de guantes con calefacción especiales para aquellas personas que andan en moto, a los que se los podrá conectar a la batería de esta, para ni siquiera tener que preocuparnos por la autonomía de una batería externa.

Internamente, estos guantes cuentan con un cableado que mediante las resistencias se calentarán, transmitiendo este calor a todas sus partes, manteniendo nuestras manos bien calientes.

Los mecanismos más sofisticados de estos guantes, utilizan tres tipos de temperatura diferentes, para que la regulemos al calor que nosotros necesitamos. Estos se regularán mediante un interruptor que se encuentra en el mismo guante y las luces de diferentes colores nos indicarán el nivel en el que se encuentran.

¿Cuánto calor producen?

Los guantes calefactables producen la cantidad de calor que tú estás buscando, pero no tienen solamente una sola modalidad de calor, sino que la mayoría de ellos viene para regular en tres tipos de temperatura diferentes.

Ni bien presiones el interruptor mediante el cual estos comenzarán a irradiar calor, verás que una luz de color rojo indicará que estos están en la temperatura máxima que pueden alcanzar, que varía entre los 55 y los 60 grados centígrados aproximadamente.

El segundo nivel de calefacción es un nivel medio, por si la temperatura más alta es demasiado para la temperatura que estás sufriendo en ese momento. En este caso se encenderá una luz blanca, que te marcará que los guantes promedian su temperatura, con un valor de entre 45 y 55 grados.

La temperatura mínima de estos guantes se representará mediante una luz de color azul en la que estos se encontrarán aproximadamente a entre 35 y 45 grados, siendo esta la opción más baja, pero aún con mucha energía calórica para nuestras manos.

¿Son fáciles de lavar?

Muchos podrían pensar que al utilizar un sistema eléctrico, los guantes calefactables no se pueden exponer al agua y por lo tanto son difíciles de lavar. Pero esto no es así, ya que, al utilizar una mínima resistencia de energía, no implica ningún tipo de problemas el hecho de lavarlos.

Incluso podrás utilizar tu lavadora, como lo haces con cualquier tipo de guante, para que tus guantes calefactables queden lo suficientemente limpios como necesitas. Sus materiales son perfectamente lavables, como los de los guantes térmicos que ya había en el mercado, por lo que mantenerlos limpios no te significará ningún tipo de problema.

¿De qué materiales están hechos?

Dependiendo del uso que le vayas a dar, existen diferentes tipos de guantes calefactables, algunos pensados para el trabajo en bajas temperaturas y otros en los deportes de invierno o en montar motos en épocas frías.

Los que están más pensados en trabajos o en utilizarlos de manera urbana, con ropa formal, están hechos en fibra de plata y se ven muy similares a aquellos de tejido de lana que solemos utilizar a diario durante el invierno.

En el caso de los más tecnológicos, pensados para la nieve y fuertes exposiciones al frío, podrás encontrar una variedad de materiales con los que están realizados, para proporcionar calor más allá del sistema de calefacción.

Entre otros materiales, disfrutarás del algodón extra pesado, la piel sintética que refuerza su palma, y otros materiales impermeables para su recubrimiento, que serán de gran ayuda si te expones a lluvias o realizas deportes en la nieve.

¿Merece la pena comprar guantes calefactables?

Si eres de esas personas que sufre mucho el frío en las manos, te darás cuenta de que sin lugar a dudas merece la pena tener estos guantes calefactables. Y no solamente merece la pena para aquellas personas que se encuentran a la intemperie en pleno invierno, sino que también los podrás disfrutar en interiores.

No hay un solo tipo de guantes calefactables. Encontrarás algunos muy económicos y realizados en materiales que los hacen muy convenientes para la vida en general, más allá de que no practiques deportes de invierno.

Es por eso que merece la pena tener unos guantes calefactables para todo tipo de situaciones en las que el frío podría entumecer nuestras manos.

¿Dónde comprar guantes calefactados?

En las tiendas virtuales encontrarás selecciones con los mejores guantes calefactables. Verás que todos tienen características diferentes y encontrarás una gran variedad de precios, que suelen variar acorde a los materiales con los que están hechos y las exigencias que estos podrán soportar.

En estas tiendas encontrarás desde los guantes más cómodos para estar a gusto en tu casa, mientras realizas alguna actividad hogareña o simplemente quieres mirar una serie en tu sofá con las manos bien calientes, hasta aquellos que son para alguna especialidad, como pueden ser los de montaña y aquellos que se usan para todo tipo de deportes de invierno, los cuales contarán con materiales impermeables.

Todas esas características son las que tendrás que tener en cuenta a la hora de buscar aquellos que más se acomoden a tus necesidades.

Los guantes calefactables son la mejor opción si eres de esas personas que no pueden soportar el frío en sus manos. Buscando entre todas las ofertas seguramente encontrarás los adecuados para lo que quieres hacer y para mantenerte calentito y confortable.